MENU

  • LEITORES
  • sexta-feira, 28 de outubro de 2016

    LA “PSICOSCOPIA”, ANTE LA CIENCIA QUE YA OBTUVO EL “LEER” E “INTERPRETAR” LAS EMOCIONES HUMANAS (Jorge Hessen)


    Traducido por: Mercedes Cruz Reyes 
    Madri/Espanha


    Pesquisidores del MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts) desenvolvieron un sistema que detecta el estado emocional de una persona por medio de señales Wireless (sin hilo). Se trata del EQ-Radio, un rúter wi-fi que tiene la capacidad de “leer” las emociones. A través de las señales de radiofrecuencia, o rúter consigue captar padrones del ritmo cardíaco y de la respiración. El aparato aventura el estado emocional de las personas en todas las circunstancias de la vida. Un médico, un psicólogo, un profesor entre otros, pueden acompañar la salud física, psíquica, emocional e intelectiva en cualquier lugar que su paciente o alumno este.

    Al medir los cambios sutiles de los ritmos respiratorios y cardíacos, el EQ-Radio consigue detectar en la persona si está animada, feliz, irritada, tensa, triste o mintiendo – y consigue hacer eso sin sensores colados en el cuerpo. Dina Katabi, líder de ese proyecto del Laboratorio de Ciencia de Computación y de Inteligencia Artificial (CSAIL) en MIT, garantiza que el sistema podrá ser utilizado en los cuidados para la salud, con el aprendizaje, y por la industria del cine y de la publicidad, en test para medir la reacción en tiempo real, de los espectadores al asistir a un filme o ver un anuncio, por ejemplo.

    Por similitud al asunto recurrimos al libro En los Dominios de la Mediumnidad, psicografiado hace más de medio siglo por Chico Xavier. En la obra leemos sobre el empleo del psicoscopio por la espiritualidad que funciona a base de electricidad y magnetismo, sirviéndose de elementos radiantes, análogos en la esencia a los rayos gama. Es un aparato “espiritual” constituido por óculos de estudio, con recursos disponibles para la microfotografía transcendente. [1]

    Por tanto, es un equipamiento electrónico construido en el más allá del túmulo para definir la calidad de las vibraciones mentales emanadas de encarnados y desencarnados, registrando los más íntimos sentimientos de que son portadores aquellos que a él son sometidos. De este modo, el psicoscopio, de entre otras posibles finalidades, es utilizado en un grupo mediúmnico, con el objetivo de análisis de la personalidad de sus integrantes con la finalidad de medirles las reales posibilidades de trabajo. Los instructores demás allá afirman que los encarnados son generadores de fuerza electromagnética, con una oscilación por segundo, registrada por el corazón.

    Los maestros transcendentes elucidan que todas las sustancias vivas de la Tierra emiten energías, encuadradas en los dominios de las radiaciones ultravioletas. Pueden, de ese modo, proyectar rayos mentales, en vías de sublimación, asimilando corrientes superiores y enriqueciendo los rayos vitales de que son dínamos comunes. Somos todos fuentes que irradian energías resultantes del producto mental, que vibran en torno de nosotros, se propagan y revelan el estado de evolución en el que nos encontramos.

    Tal dispositivo del más allá funciona a semejanza de los aparatos existentes en la Tierra, como el estetoscopio, el electrocardiógrafo, los rayos X, los tomógrafos entre otros que son empleados por la medicina terrena y revelan el estado orgánico del paciente, permitiendo el acceso a las informaciones inaccesibles sin su uso. Señalan los espíritus que el espectroscopio permite al hombre para afirmar la naturaleza de los elementos químicos, situada en enormes distancias, a través de onda de luz que se lanzan, identifica mucho más fácilmente los valores de la individualidad humana por los rayos que emite. [2]

    La moralidad, el sentimiento, la educación y el carácter son claramente perceptibles, a través de ligera inspección psicoscópica. El aparato extra físico tiene ese carácter revelador e impide que los trabajadores envueltos en el servicio mediúmnico, tanto los médiums como los espíritus comunicantes, oculten o disimulen sus sentimientos y sus intenciones. Por tanto, también funciona como una especie de "detector de mentira". Ante él, el espíritu se desnuda. Nada pode ser escondido, con relación a sus sentimientos y pensamientos. Con eso, su utilización en las reuniones mediúmnicas permite a la espiritualidad superior una mejor administración del intercambio mediúmnico.

    Ponderan los genios del más allá que con la psicoscopia, solo por si, da margen a preciosas reflexiones. Imaginemos una sociedad humana que pudiese retratar la vida interior de sus miembros. Eso economizaría grandes cuotas de tempo en la solución de innumerables problemas psicológicos. El estudio reposa en los alicientes de las radiaciones humanas con su prodigioso campo de influenciación. [3]

    La ciencia de los rayos imprimirá, en breve, gran renovación a los sectores culturales del mundo. Aguardemos al porvenir, previeran los mentores de André Luiz en la obra citada. Finalmente, ya conquistamos el EQ-Radio. ¿Qué será lo que vendrá de ahora en adelante?

    Referencia bibliográfica:

    [1] Xavier, Francisco Cândido. Misioneros de la luz, “El psicoscopio” , RJ: Ed FEB, 1988

    [2] idem

    [3] idem

    Nenhum comentário:

    Postar um comentário