MENU

  • LEITORES
  • terça-feira, 29 de setembro de 2009

    RESGUARDÉMONOS DEL MOVIMIENTO DE LAS PRÁCTICAS EXTRAÑAS EN EL CENTRO ESPIRITA (18.11.07) .....


    Traducido por: Merchita

    Sabemos, de sobra que debemos respetar creencia, preconceptos, puntos de vista y normas de cualquier persona que no lean en nuestra cartilla doctrinaria. Sin embargo, tenemos deberes intransferibles para con la Doctrina Espirita. Es menester que le preservemos los principios doctrinarios con simplicidad y dedicación, sin intolerancia, sin radicalismos, más sin concesiones indeseables. La orientación, la experiencia y la práctica de los mediúms más maduros, como Francisco Cándido Xavier y Divaldo Pereira Franco, entre otros, nos han demostrado, siempre, la necesidad de la vigilancia con relación a la preservación de la pureza de los preceptos básicos de la Doctrina Espirita.

    Observamos, atónitos, las muchas discusiones estériles en torno de temas como: criaturas índigo; si Chico es Kardec (¿?); ubaldismos, ramatisismos, cromoterapias, y tantos otros enfados "chismes" y "quejas", infiltrados en el medio espirita. Se acepta el poder curador de cristales, sin la menor reflexión consciente. Confían, ciegamente, en los efectos de las pomadas, "mediumnizadas", como si esa practica engañosa les fuese a traer algún beneficio. Se promueven, en las tribunas, verdaderos shouws de la propia imagen, shouws esos protagonizados por ilustres oradores, que no abren la mano de la vanidosa distinción de Dr. antes los propios nombres. Se crean asociaciones con notables profesionales de imaginados "espiritas". Otros muchos se proyectan en los trabajos asistenciales, para escalar espacios en las candilejas de la política partidaria. No es de hoy el fenómeno de las prácticas exóticas en las huestes doctrinarias, acto ese que hace, realmente la diferencia.

    Según algunas conveniencias, propician las famosas "churrascadas espiritas", disfrazadas de almuerzo fraterno, en nombre de Cristo (¡?) ¡Asómbrense! Confeccionan rifas "beneficiosas", incluyen desfiles de moda, "de carácter filantrópico", y, lo que es peor, cobran tasas para el ingreso en los eventos espiritas, cuales sean: congresos, simposios, seminarios, y, por hay va…

    Hay un impulso incontrolable para el universo místico de muchos idolatras, que, tal vez, leerán alguna "cosilla" aquí, y otra allí, sobre la doctrina espirita y se dicen seguidores convictos, cuando, en la realidad , no son nada más que "espiritas de fachada". Los Benefactores nos advierten que cabe, a nosotros, la obligación intransferible de defender las enseñanzas de Allan Kardec, sea por el ejemplo diario del amor fraterno, sea por el coraje del debate elevado.

    Muchas personas han escrito para mi email, insistiendo en el tema - apometria. Les informo, frecuentemente, que la teoría y la práctica de la técnica apómetrica (y sus leyes) están en pleno desacuerdo con los principios doctrinarios codificados por Allan Kardec. Jamás aconsejaríamos incluir la apometria en el cuerpo del Departamento Doctrinario y Mediúmnico de las Casas Espiritas.

    Sobre esas extrañísima practica, lamentablemente, encuadrada por estas bandas del Centro Oeste, indagamos a los expertos, ¿por que los Espíritu no nos revelaron tal propuesta "terapéutica" (¡), cuando tuvieron, a su disposición, excelentes colaboradores mediúms, a lo largo del siglo XX? No basta llamarse "espirita", ni. Tampoco, decirse "médium de calidad", si esa practica no es ejercida conforme preceptúa la Codificación Espirita. Respaldados en los estudios sistemáticos que hacemos de la Doctrina Espirita- y no dispensamos, de forma alguna, ese habito- esclarecemos, siempre, que la apometria no es Espiritismo, por cuanto sus practicas están en total desacuerdo con las recomendaciones del "El Libro de los Mediúms". Con esas bizarras practicas, se abren graves precedentes para la implantación de rituales y maneras, totalmente, inaceptables en la practica espirita, que es, fundamentalmente, la doctrina de la fe razonada.

    ¿Si la apometria es (como afirman los cansados discursos de los lideres de esa practica), más eficiente que la reunión de desobsesión, por que la omisión de los Espíritus Superiores? ¿Por qué ellos se callaron sobre el asunto? ¿Curioso eso, no? En el mínimo, es exquisito. El silencio de los Espíritus Superiores es, sin duda, un presagio de que tal práctica es de mal agüero, y, por eso mismo, ella es circunscrita a pocos grupos. No conquistó la aceptación universal de los espíritus, razón por la cual no cuenta con la anuencia de nuestras Casas Espiritas serias. Percibimos que esas mistificaciones colectivas se mezclan en algunos Centros Espiritas, en donde sus dirigentes venden la ilusión de la "terapia apómetrica", como maestros de la hipnosis, haciendo que esos centros se tornen un reducto de fanáticos y curanderos de ninguna cosa, lo que es lastimable…

    Por sabidas razones, debemos estar atentos a las impertinencias de esos ideólogos quijotescos, de los propagadores de esas terapias inocuas, que piensan revolucionar el mundo de la "cura espiritual". Hasta porque, la cura de las obsesiones no se consigue por un simple toque mágico, de una hora para otra, más es, casi siempre, a largo plazo, no tan rápido como se imagina, dependiendo de varios factores, principalmente de la renovación intima del paciente.

    Como si no bastase, aun, entrar en escena, en el rol de las ostentaciones doctrinarias, una tal "desobsesión por corriente magnética". ¡Eso mismo! Desobsesión (¡?)

    El uso de emergía para apartar a los obsesores, sin la necesaria transformación moral (Reforma intima), indispensable para la liberación real de los envueltos en los dramas obsesivos, contradice los principios básicos del Espiritismo, pues, el simple alejamiento de las entidades perseguidoras no resuelve la obsesión. El cofrade Cauce de Sa Roiz recuerda, en la Revista el Espirita/DF, en el articulo "Desobsesión por corriente magnética. ¿Es posible? Que "la propuesta de la corriente magnética pare de una base falsa, cual sea, la de que el Espiritismo exista para "atender, en la practica desobsesiva, a un gran numero de personas." Por esas razones nos preocupa la introducción, en la practica espirita, además de ese injerto extraño - la llamada desobsesión por corriente magnética - asunto que aun mantiene bajo hipnosis a muchos espiritas incautos. ¡Repetimos que, sobre el tema los "Espíritus aun no enviaron orientación al respecto, por eso, seamos prudentes!". Recomienda Cauce.

    El Cristianismo, con la pureza doctrinarais del Evangelio y con la simplicidad de organización funcional de los primeros núcleos cristianos, fue conquistando lenta y seguramente a la sociedad de su época. Sin embargo, con el tiempo, sufrió un significativo desgaste ideológico. Se corrompió, por fuerza de las practicas extrañas al proyecto de Jesús. Actualmente, a pesar de las advertencias de los Espíritus y del propio allan Kardec, como la de los periódicos históricos y tendencias del movimiento, los espiritas insisten en cometer los mismos errores del pasado. Compañeros nuestros, no consiguiendo adaptarse al Espiritismo, y, consecuentemente, no comprendiendo y no vivenciando sus verdades, van, poco a poco, adaptando la doctrina a sus fantasías, a sus limites morales, corrompiendo los textos de la Codificación, trazando, para los centros espiritas, practicas dogmáticas de sus preferencias místicas. Les falta, un mínimo, estudio de las obras básicas de la Codificación Rivailina. Una de dos: o Kardec está siendo colocado en un segundo plano, dejado por otras obras no recomendables, o está, totalmente, olvidado - lo que es peor.

    ¿Más como evitar ese proceso? ¿Cómo actuar ante los centros mal orientados, con dirigentes perturbados, con mediúms obsesados, con oradores - estrellas? ¿En fin, como actuar, delante de los espiritas perturbados y perturbadores? ¿Seria interesante la practica del "lavado de manos" o la retórica filosófica de "deja las cosas ir por la naturaleza , frouxas (al bel placer de las cosas)"? debemos dejar que los propios grupos espiritas usen y abusen del libre albedrío para, por fin, aprender a hacer lecciones correctas y adecuadas a sus necesidades? No nos olvidemos de que los enemigos, en potencial, del Espiritismo están mascarados entre los propios espiritas. Para encerrar nuestras reflexiones, atendamos a algunas amonestaciones de Vianna Carvalho, a través de Divaldo Pereira Franco, contenidas en el libro "A los Espiritas": "El Espiritismo es la gran respuesta para las cuestiones perturbadoras del momento. Su correcta práctica es exigencia para estos días turbulentos, pues los fantasmas del porvenir no amenazan y disturbios de comportamiento se presentan con mucha insistencia, pareciendo vencer sus elevadas adquisiciones. Por motivos obvios, "el Espiritismo debe ser divulgado conforme fue presentado por Allan Kardec, sin adaptaciones ni acomodaciones de conveniencias con la vasta tentativa de conseguirse adeptos". Es la Doctrina que se fundamenta en la razón, y, por eso mismo, no se compadece con las extravagancias de aquellos que, por medio disfrazados , en el intento de hacer prosélitos, acaban por macular la pureza original de nuestra Doctrina Espirita.

    No faltan tentativas de injerto de ideas y convenciones, de prácticas inconvenientes y de comportamientos que no encuentran guarida en su rígida contextura doctrinal que, si se aceptaran, nos conducirían a serios problemas existenciales, si no fuese nuestra convicción de que el Espiritismo vino para permanecer, y que de nada valen esas investidas del mal. Crear desvíos doctrinarios, atrayendo incautos e ignorantes, sin duda, causa, perturbaciones que podrían indiscutiblemente, ser evitadas, si hubiese, por parte de los dirigentes, mayor rigor en la conducción de los trabajos de algunas Casas Espiritas. Repetimos con Divaldo: "Cualquier injerto, por más delicado que se presente para ser aceptado, le hiere la integridad porque el [el Espiritismo] es un bloque monolítico, que no dispone de espacio para adaptaciones, ni añadiduras que difieran de su estructura básica."

    Queridísimos hermanos en el ideal, creemos ser indispensable la vigilancia de cada espirita sincero, para que la cizaña sectita y sutil de la invasión de tesis extrañas no predomine en su campo de acción, terminando por asfixiar la buena semilla que es, y cuyo mensaje dispensa las propuestas reformadoras, caracterizadas por la precipitación y por el desconocimiento de sus enseñanzas" - Como advierte Vianna de Carvalho.


    Nenhum comentário:

    Postar um comentário